domingo, 27 de mayo de 2018

Revelan los secretos del galeón hundido hace 300 años con un tesoro de 17.000 millones de dólares

Durante décadas, los investigadores y los gobiernos han buscado un barco español que se hundió hace más de 300 años, llevando oro y plata por un valor actual de 17.000 millones de dólares.
Mientras era buscado, el galeón San José fue llamado el "santo grial de los naufragios". Finalmente fue descubierto frente a la costa de Cartagena, Colombia, en 2015. Sin embargo, los detalles del hallazgo se mantuvieron en secreto hasta ahora, cuando investigadores de la Institución Oceanográfica Woods Hole (WHOI, por sus siglas en inglés) obtuvieron la bendición de varios gobiernos para divulgarlos.

La historia de la nave

El San José era una embarcación de 62 cañones y tres mástiles: el buque insignia y el galeón más grande de una flota española que transportaba oro, plata y esmeralda de las minas de Potosí, Perú. Viajaba de Panamá a Colombia cuando se hundió el 8 de junio de 1708, durante una batalla con barcos británicos en la Guerra de Sucesión española. Seiscientas personas iban a bordo.
Los británicos no pudieron llevarse el tesoro antes de que se hundiera. La pérdida del San José y toda su carga generó dificultades financieras a los comerciantes de toda Europa y el Nuevo Mundo, según publica en Facebook la Sea Search Armada (SSA), un grupo de inversores estadounidenses dedicados a la recuperación marina.

Cómo se descubrió el naufragio
Para hallar al San José, los investigadores utilizaron un vehículo submarino no tripulado llamado REMUS 6000. Es el mismo aparato que ayudó a encontrar los Air France 447 en 2011, y ayudó a mapear y fotografiar en 2010 el lugar del naufragio del Titanic.

Para confirmar la identidad de la nave, REMUS descendió cerca del naufragio, capturando fotos de una característica distintiva del San José: cañones de bronce grabados con delfines.




El hundimiento del barco fue dramático. También lo es la disputa por su tesoro. La búsqueda del San José ya ha sido una larga historia legal sobre cómo el botín debe dividirse entre varios gobiernos y compañías privadas.
Aparte del dinero, el descubrimiento del San José es significativo para Colombia por al tesoro de objetos culturales e históricos de la nave, y las pistas que pueden proporcionar sobre el clima económico, social y político de Europa a principios del siglo XVIII. Según Woods Hole, el gobierno colombiano planea construir un museo y un laboratorio de conservación para preservar y exhibir públicamente los contenidos del naufragio, incluidos cañones, cerámicas y otros artefactos.
La UNESCO, la agencia cultural de las Naciones Unidas, hizo un llamado a Colombia para que no explote el naufragio. La ubicación exacta de los restos sigue siendo un secreto de estado.
Por ahora, el tesoro permanece donde ha estado durante los últimos 300 años, descansando en las profundidades marinas.
Alba Prifti, de CNN, contribuyó a este informe.



No hay comentarios:

Publicar un comentario